5 min read 

Todo trader quiere saber el secreto del éxito. Y todo trader de éxito sabe que no hay ningún secreto: operar consiste en tener un plan y saber qué herramientas necesitas para ejecutarlo.

Un diario de operaciones es una herramienta poderosa que te ayudará a convertirte en un trader más fuerte. En esencia, se trata de un registro escrito de lo que te ocurre cuando operas. Puedes incluir las condiciones del mercado, el tamaño de la operación, el tiempo de expiración, precios, si has tenido éxito o no, e incluso notas sobre cómo te sientes. Lo importante es personalizar tus entradas para que se adapten a tu estilo personal de trading.

A primera vista, llevar un diario puede parecer tedioso y pesado. Nada que ver, registrar tus operaciones te enseñará consistencia y disciplina, dos virtudes que salen a cuenta a largo plazo. Vamos a ver más en profundidad las formas en que un diario de operaciones puede serte útil.

Aprendes a identificar tendencias y patrones

Las notas son útiles a la hora de analizar qué estrategia de trading funciona, y cuales vale la pena reconsiderar. Toma notas sobre los gráficos que estás usando, los patrones que miras, y cómo ciertos eventos tienen impacto en tus operaciones. Con el tiempo, serás capaz de reconocer los errores subyacentes que te están costando dinero. Por ejemplo, puede que te des cuenta de que has cerrado una operación demasiado pronto, tal vez has establecido stops y límites en los lugares incorrectos, o tal vez has sufrido una falsa señal. Llevar el diario te evitará cometer los mismos errores.

Puedes mejorar tu técnica de trading

Llevar un registro detallado de las operaciones pasadas, permite a los traders entender mejor sus más y sus menos. Apuntar cómo te sientes es una buena idea — te puede ayudar a darte cuenta de si estás tomando decisiones llevado por las emociones perjudicando tus operaciones. Un diario de trading te da una importante perspectiva sobre quién eres como trader, y en lo que deberías centrarte para pulir tus habilidades.

Serás capaz de monitorear tu progreso

Cuanto más operas, más difícil es poner tu progreso en perspectiva. Escribir tus metas hace que sea más fácil recordar lo que quieres lograr.

También sirve como fuente de motivación: ¿quién no se siente inspirado al mirar atrás a dónde empezó y ver lo lejos que ha llegado? Registrar tu actividad de trading te permite comprobar tu crecimiento como trader, ayudándote a aumentar tu confianza.

Las ventajas de tener un diario de trading son muchas; las razones anteriores apenas tocan la superficie. Las entradas del diario no tienen porqué ser una tarea. Pueden tener la forma que tu quieras, siempre y cuando te permitan anotar la información más importante de tu estilo de trading. ¿Te sientes inspirado? ¡El mejor momento para empezar a llevar un diario de operaciones es ahora mismo!

Negocia ahora